Lucir hemosa en la fiesta: Cómo tratar con los poros abiertos

Cómo tratar con los poros abiertos

Los poros abiertos son muy comunes entre todas las personas, pero se hacen muy evidentes durante la adolescencia. Aún aquellos que tienen piel perfecta, se ven sujetos a períodos en dónde sus poros parecen cráteres.

Lo peor es que, a partir de esto, se pueden desarrollar ataques de acné y exceso de brillo que te pueden hacer lucir descuidada.

¡No más! Aquí te damos algunos consejos básicos que toda persona debe conocer para tratar con el problema.

Limpieza

Es la base de todo, y debes encontrar la perfecta combinación. Si tu piel es seca o mixta, debes tener cuidado de no usar productos abrasivos o muy fuertes. Si eres de piel grasa evita aquellos que sean en base a aceite. Lávate la cara 2 veces al día, una vez por la mañana y utiliza una esponja suave para exfoliar por la noche.

Agua caliente y agua fría

Utiliza una esponja o toalla con agua caliente y colócala sobre tu cara unos minutos para abrir los poros. Luego sigue con tu limpieza normal, frotando en círculos tu rostro, de adentro hacia afuera, del centro de la nariz hacia las orillas. Enjuágate con agua tibia y vuelve a mojar la toalla con agua fría. Colócala en tu rostro unos minutos para cerras los poros. Luego aplica un humectante y si prefieres, tu maquillaje.

Mascarillas humectantes y exfoliantes

Muchas personas creen que es necesario solo exfoliar. La verdad, después de esto debes humectar, pues esto impedirá la aparición de brillo en exceso y te ayudará a regular imperfecciones. Combina mascarillas de arcilla y anti grasas con humectantes hechas de avena, miel  o aguacate.

Lo ideal es que acompañes lo anterior tomando mucha agua y comiendo frutas y verduras y haciendo ejercicio, pues es la forma más efectiva de mantener un balance, interno y externo, en tu cuerpo.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *